Sussex Spaniel

El Sussex Spaniel es un perro atlético, de tamaño mediano y complexión fuerte, con unas patas cortas y robustas. De cabeza ancha y ceño fruncido, poseen una expresión inquisitiva. Un perfecto compañero de vida al que puedes vestirlo con nuestros collares para perros, correas para perros y arneses para perros. Su pelaje corto y abundante tiene un color muy atractivo: de color hígado dorado, con tonos dorados en las puntas del pelo. Los Sussex Spaniels adultos suelen medir unos 38-41 cm y pesar 23 kg.

Sussex Spaniel

Origen:

El Sussex Spaniel surgió a principios del siglo XIX como parte de una mezcla de spaniels de tierra. El interés hacia esta raza comenzó con el Sr. Fuller, un terrateniente de Sussex que tenía perros spaniels de varias razas, incluyendo Sussex Spaniels. Los crió para trabajar y fue el dueño de esta raza durante unos 50 años, hasta la década de 1850. Durante la Segunda Guerra Mundial se criaron muy pocos perros de esta raza y se cree que, al terminar la guerra, solo quedaban cinco ejemplares de Sussex Spaniels. Afortunadamente, esta raza cuenta con fieles seguidores que supieron mantenerla viva, aunque sigue siendo pequeña en cuanto a su número.

Personalidad:

Estos perros tan afables y versátiles pueden ser muy tranquilos, si bien es importante que entren regularmente en contacto con niños, perros, coches, etc... hasta llegar a la edad madura. Les encanta cazar y, a veces, cuando salgan, estarán más interesados en esta actividad que en cualquier otra cosa, por lo que es fundamental su adiestramiento cuando son pequeños. Todo el tiempo que invierta en este perro habrá merecido la pena, ofreciéndole como resultado un compañero feliz y leal.

Salud:

El Sussex Spaniel suele ser un perro bastante resistente, pero, como ocurre con otras razas, pueden padecer displasias de cadera (una afección que puede provocar problemas de movilidad) y enfermedades de los discos intervertebrales. También son especialmente proclives a las infecciones de oído.

Ejercicio:

No deberán realizar demasiado ejercicio cuando son jóvenes. Necesitan que se les estimule mucho, o se aburrirán rápidamente. Estos perros de naturaleza rural necesitarán, al llegar a la edad adulta, dos horas o más de ejercicio diario.

Nutrición:

La dieta de su perro debe contener la proporción adecuada de todos los principales grupos de nutrientes, incluyendo un continuo suministro de agua fresca. También se han dado casos de hinchazón en esta raza. La administración de comidas menos copiosas, pero también más frecuentes, podrían reducir este riesgo.

Aseo:

Como regla general, será necesario peinarlo o cepillarlo bien varias veces a la semana. También deberá mantener limpias las orejas y comprobar regularmente que no se les hayan metido cuerpos extraños. El pelo alrededor de las almohadillas deberá recortarse y comprobarse entre las uñas para garantizar que no haya semillas de césped.